Del náhuatl Metepētl, que significa En el cerro de los magueyes, Metepec no sólo se trata de una de las diez mejores ciudades en el país para vivir, sino también de uno de los municipios con mayor índice de crecimiento en todo América Latina; ¿la razón? Es un lugar que lo tiene todo, desde servicios domésticos -nueve de cada diez hogares cuentan con agua, energía eléctrica y drenaje- y entretenimiento hasta una gran oferta educativa y comercial.

La explosión demográfica del municipio, se originó, principalmente, después del terremoto sucedido en 1985, en el que la población más afectada fue la residente en el Distrito Federal -hoy Ciudad de México-; de ahí que familias de todas las clases buscaron refugio en la Zona Metropolitana del Valle de Toluca, en específico en la ciudad de Metepec, no sólo por su cercanía con la capital del país, sino porque entonces, ofreció -y lo sigue haciendo- una amplia oferta inmobiliaria que incluía desde fraccionamientos unifamiliares hasta residenciales.

A consecuencia de ello, se inició la construcción del club de Golf San Carlos y el residencial en su interior, así como un desarrollo comercial novedoso, como lo fue Plaza Las Américas, que hoy sólo constituye una de las múltiples opciones en la ciudad. También, algunos colegios de renombre que se ubicaban en la ciudad de Toluca se mudaron a Metepec, lo que originó que se multiplicara el flujo de personas que transitaban en ese municipio y, derivado de ello, se mejoraron las vías de acceso que conectaban los alrededores y el propio interior de esa población.

Por otro lado, si bien la actividad económica preponderante en el municipio es en su mayoritaria por servicios, en parte por el campo y un reducido número proveniente de la industria; lo cierto es que la población de Metepec no necesariamente necesita trasladarse a la Ciudad de México para obtener empleo, pues a escasos kilómetros se encuentran varios corredores industriales ubicados en las ciudades colindantes de Toluca, Lerma y San Mateo Atenco, donde residen complejos de empresas nacionales y globales.

Mientras que, no menos importante, es el hecho de que Metepec es considerado un pueblo mágico, debido a su arquitectura y cultura, pues no obstante su desarrollo económico exponencial, no pierde su naturaleza provinciana, en donde se puede disfrutar de comida típica, productos artesanales y destinos propios para actividades turísticas o deportivas.

Así que ya lo sabes, si tu idea es que tu patrimonio crezca, no puedes dejar de considerar el municipio de Metepec.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here